ES EN
PHI
Finca el Origen
En el medio del caos, subyace el orden

Hace millones de años, algunas partes de la cordillera de los Andes se encontraban sumergidas en el mar. Durante la formación de la cordillera, algunos animales marinos, como los ammonites, se fosilizaron y así se convirtieron en evidencia del origen de los Andes. Aun hoy pueden encontrarse estos fósiles en el suelo de nuestro viñedo, ubicado a 1.200 metros sobre el nivel del mar, en Vista Flores, Valle de Uco, Mendoza, y se los considera el alma de nuestra marca, por cuanto hacen de nuestro terroir algo único. Cada año seleccionamos las mejores uvas de esta tierra para producir Phi, un vino de corte, de viñedo único y nuestro vino ícono. El concepto de este vino está inspirado en Phi (1,618) o número áureo, que representa una proporción oculta en que muchos elementos de la naturaleza, como el cuerpo humano, el crecimiento de árboles y flores, los brazos de las galaxias y la secuencia espiral de los fósiles marinos como el ammonite, que nos representa en Finca el Origen. Desde su descubrimiento, Phi se ha relacionado con la armonía y la perfección en la naturaleza y se creía que en este número se podía encontrar la medida con la que Dios creó el universo. Como todo símbolo sagrado, fue una fuente de inspiración para notables artistas como Da Vinci y Dalí. Con una fuerte conexión con nuestra marca y esencia, Phi enfatiza las características genuinas de nuestro terroir en un corte que combina a la perfección las proporciones de las diferentes variedades en un vino armónico y equilibrado que cambia año a año y que expresa lo mejor de cada vendimia.

Phi es un tributo a la divina proporción, un blend de selectas variedades en armonía con la naturaleza.
Ficha técnica:
200920112010
Finca el Origen © 2017 - Todos los derechos reservados